Machado se enfoca en Cancio, no en el Madison Square Garden

Machado expondrá ante Cancio el cetro Superpluma regular de la AMB en el Fantasy Springs Casino. Hogan Photos / Golden Boy Promotions

MÉXICO – El puertorriqueño Alberto Machado se dijo totalmente enfocado en abrir con el pie derecho sus actividades en 2019 cuando se enfrente este 9 de febrero en Indio, California, a Andrew Cancio, y descartó por ahora pensar en la batalla que sostendría en el Madison Square Garden en junio próximo.

Machado expondrá ante Cancio el cetro Superpluma regular de la Asociación Mundial de Boxeo en el Fantasy Springs Casino, en una cartelera de Golden Boy Promotions y Cotto Promotions que distribuirá la plataforma DAZN en suelo estadounidense. Ahí mismo, el mexicano Rey Vargas expondrá el cetro Supergallo del Consejo Mundial de Boxeo frente al venezolano Franklin Manzanilla.

“En mi última pelea en el Madison Square Garden pude sentir la magia, el amor de la gente, pero primero vengo a defender mi título ante Cancio, estoy feliz por esta oportunidad, es mi primera vez como estelar en DAZN, y sé que vengo a defender mi título”, dijo el noqueador Machado a Fino Boxing durante un entrenamiento público este jueves.

Cotto Promotions reveló hace unos días que ha reservado el legendario Garden para una gran velada en junio, cuando estarían Machado y el otro monarca de la compañía, el peso Minimosca Ángel ‘Tito’ Acosta. Sin embargo, ambos deben salir triunfantes de sus duelos, Alberto con Cancio y ‘Tito’ el 16 de marzo, en Verona, Nueva York, ante un enemigo por definir.

“Me siento muy feliz y emocionado, mi primera pelea de 2019, alistándonos para defender el título por tercera vez, éste es mi cuarto campamento con Freddie Roach, estamos creciendo día a día y me siento satisfecho”, añadió el monarca de las 130 libras, quien llegará como favorito para derrotar al ‘Chango’ Cancio.

Sobre sus entrenamientos con Freddie Roach en Hollywood, dijo ‘Explosivo’ que desde el primer minuto fueron un reto, principalmente porque sabe la lucha que día a día tiene el entrenador con el mal de Parkinson y los esfuerzos que tiene que hacer para que cada peleador que trabaja con él sea mejor.

“Freddie es un gran entrenador, pero también un gran ser humano, cuando vine por primera vez con Freddie, esa condición que tiene, la dedicación que pone, es una motivación extra en el gimnasio y en las peleas para mí”, sentenció el boricua con marca de 21-0 y 17 nocauts por 19-4-2 y 14 nocauts de Cancio.