José Ramírez mantiene invicto y cinto súper ligero

play
José Ramírez: 'Ahora es momento de unificar' (1:53)

El pugilista estadounidense confesó que el combate contra José Zepeda fue difícil y considera que los rounds de campeonato los ganó. Su próximo objetivo, pelear con los mejores y 'quizás brincar a la 147'. (1:53)

El mexicomericano José Ramírez mantuvo su invicto al superar por decisión mayoritaria a José 'Chon' Zepeda en un apretado combate que vio al local, de Fresno, California, superar un comienzo lento para mantenerse como campeón súper ligero del Consejo Mundial de Boxeo.

Zepeda comenzó el encuentro presionando al titular, llevándose al menos cinco de los primeros seis asalto ante un público que sobrepasó los 14,000 fanáticos en el Save Mart Arena, de Fresno. El retador mantuvo al campeón alejado gracias al uso de su jab antes de que Ramírez reaccionar y tomara control de la segunda parte del combate.

Los jueces vieron el combate 116-112 y 115-113 a favor de Ramírez, que hizo la segunda defensa de s título, mientras un tercer juez vio el combate tablas, 114-114.

Ramírez dominó la última mitad del asalto, lo que fue suficiente para asegurarle su victoria número 23 sin reveses.

“Él fue un zurdo muy fuerte e inteligente. Vino bien preparado," dijo Ramírez. "Mantuvo una buena distancia. Eso lo convirtió en una pelea dura y cerrada, pero creo que logré asegurar la victoria en las rondas de campeonato. Conecté los golpes más efectivos."

BELTRAN NOQUEA A OKADA

Ray Beltrán regresó al ring luego de perder el título de peso ligero el pasado año al noqueat al japonés Hiroki Okada en el noveno asalto, quien sufrió su primera derrota como profesional

Fue un nuevo peso, pero el mismo Ray Beltran. En el combate co-estelar, el ex campeón mundial de peso ligero superó una dura batalla ante Hiroki Okada para apuntarse un nocaut en el noveno asalto. Beltrán (36-8-1, 22 KOs) perdió su título mundial peso ligero de la OMB ante José Pedraza en agosto, pero logró colocarse en la escena titular de las 140 libras con este triunfo ante el hastae ntonces invicto japonés.

El mexicano, que perdió su título ante José Pedraza en el otoño, derribó a Okada en el segundo asalto con gancho de izquierda, pero el nipón ripostó fueremente para detener el ataque de Beltrán,

Luego Beltrán lo llevó a la lona dos veces en el noveno asalto, suficiente para la detención solicitada por la esquina del retador (19-1, 13 KOs).

"Lo derribé en el segundo asalto, pero él también regresó y me conectó bien," dijo Beltrán. "Sabíamos que su plan era mantenerse a distancia y mantenerme a raya con el jab. Cada vez que tiraba mi gancho izquierdo, él seguía cubriendo muy bien. Vi una apertura con la mano derecha y por eso empecé a lanzarla y poco a poco seguí acortando la distancia hasta que lo conecté con una gran derecha y lo detuve."

Beltrán mantenía ventaja en la tarjeta de los jueces al momento de la detención.