<
>

Junior ganó y sacó ventaja ante Tucumán en la Libertadores

Junior de Barranquilla ganó ante Atlético Tucuman por la mínima diferencia, en el estadio Jaime Morón de Cartagena, y dio un paso importante para avanzar a la fase de grupos de la CONMEBOL Libertadores 2017.

El único gol que marcó el cuadro 'tiburón' fue autoría de Robinson Aponzá luego de la asistencia de Jorge Aguirre.

Desde el inicio del partido, aunque Junior tenía la pelota, Tucuman logró crear una opción manifiesta de gol muy temprano en el partido. Cuando rodaban los primeros dos minutos de partido, el volante exterior del cuadro visitante, Guillermo Acosta, lanzó centro y Evangelista, de cabeza, por poco rompe la paridad en el marcador.

Luego del susto, Junior empezó a dominar el juego. Con Sebastián Hernández como eje, los colombianos rompían con pases filtrados el sistema defensivo que imponía el equipo de Tucumán. Sin embargo, no tenía la suficiente eficiencia en el último toque para llegar a la anotación.

Por su parte, el 'Decano' apostó por un 4-1-4-1 para recibir las embestidas del contrario y salir jugando con rapidez para explotar los espacios vacíos que dejaba Junior en defensa.

Los rojiblancos tendrían su oportunidad de abrir el marcador, al minuto 18, a través de Alexis Pérez que cabeceó tras el centro de Estrada pero la esférica se fue por encima del larguero.

La insistencia de los barranquilleros no se detendría. Robinson Aponzá, al minuto 28, rompería la presión de los argentinos para gambetear a tres rivales y cuando iba a definir la pelota le quedó lejos y no pudo definir, ante la salida rápida de Cristian Luchetti.

La táctica del partido estaba planteada: Junior, con sus líneas adelantadas, tratando de hacer posesión en campo contrario mientras que Tucumán se replegaba y salía de contragolpe.

Sobre el minuto 34, a través de un tiro libre, Junior sumaría una llegada por intermedio de Roberto Ovelar que de cabeza golpeó la pelota pero Lucchetti controlaría sin problemas.

Cuatro minutos más tarde, el mismo delantero paraguayo exigió al portero con fuerte remate de media volea pero este rechazaría el peligro. Era la tercera opción consecutiva del partido a favor del conjunto local.

La transición de Junior de defensa a ataque era lenta y por ello, los defensores visitantes podían predecir los movimientos de los rojiblancos, perdiendo sorpresa en la ofensiva. Al final de la primera parte, el marcador mantenía el decorado de 0-0.

En el inicio del segundo tiempo, Junior empezó a ser pasivo con la posesión. El desarrollo del juego le favorecía a los argentinos que cerraron sus líneas y al contragolpe aplicaba una tenencia del balón con sobriedad y efectivos para pisar el área contraria.

Incluso, al minuto 55 de partido, Leandro González, volante de Tucumán, sacó un potente remate que se estrelló en la base del vertical izquierdo del arco defendido por Sebastián Viera.

Junior no era lo suficientemente agresivo en defensa para recuperar el balón. La reacción postperdida de los dirigidos por Alberto Gamero era tardía y permitía al cuadro visitante contragolpear con más libertad.

Sin embargo, los 'tiburones' tenían opciones aisladas para anotar, como al minuto 65 cuando disparó de media distancia Roberto Ovelar pero Lucchetti salvaría, en dos tiempos, a su equipo.

Cuando el partido entraba en un letargo, Junior entendió cómo debía atacar y elaboró una jugada colectiva rompió la igualdad en el marcador. Jonathan Estrada filtró un pase para Aguirre que cruzó el balón al área y Robinsón Aponzá empujó la pelota al fondo de la red. Al minuto 72 de partido, Junior ganaba 1-0.

La reacción de Tucumán al gol no tardaría porque Fernando Zampedri, en la puerta del área, puso a prueba a Viera que respondió a la exigencia y salvó al cuadro 'tiburón'.

Cuatro minutos después, Jonathan Estrada tuvo una nueva oportunidad para ampliar el tanteado a favor de los junioristas pero al definir envió la redonda por encima del arco.

El partido se volvió intenso. Los argentinos adelantaron sus líneas y atacaron las espaldas de los zagueros laterales del cuadro barranquillero, con la presencia de Barbona y Acosta abiertos por los costados.

Luego del gol, Junior dejó el protagonismo con la pelota a Tucumán que por momentos se veía falto de argumentos ofensivos para encontrar los espacios necesarios y hacer daño a su rival. Sin embargo, los errores en la salida aumentaron en el onceno dirigido por Gamero y los de Pablo Lavallén aprovecharon para inquietar en ataque.

A falta de 5 minutos para finalizar el partido, Bernardo Cuesta tuvo su opción, de cabeza, pero nuevamente el portero del cuadro argentino evitó la caída de su arco.

Al final, Junior de Barranquilla se quedó con el triunfo por 1-0 y aunque ganó dejó la llave abierta ante el elenco de Tucumán, que recibirá en su casa el próximo jueves, 23 de febrero, a los rojiblanco, por la vuelta, para definir el clasificado al grupo 5 de la CONMEBOL Libertadores, donde se encuentra Peñarol (URU), Palmeiras (BRA) y Jorge Wilstermann (BOL).