Rayadas rescatan empate ante Tigres en final de la Liga MX Femenil

Imago7

MONTERREY -- En un Estadio Universitario ‘a reventar’, Tigres y Rayadas empataron a un gol en la ida de la Final de la Liga MX Femenil, en un emocionante confrontación donde la árbitra Karen Hernández anuló un gol de las felinas y no marcó un penalti a su favor.

Apenas arrancando el encuentro, las universitarias se convirtieron en amas y señoras de las acciones, pero en un arrebato de entereza y hambre de triunfo, paulatinamente las Rayadas se les pusieron al tú por tú, para que el encuentro tuviera un cierre digno de una Final, ya que ningún equipo regaló nada.

Desde los primeros minutos las locales daban visos de su peligrosidad, aunque su primera llegada de cuidado se gestó al minuto 33, tras un disparo muy incómodo de Blanca Solís, a servicio de Belén Cruz, que se metió hasta la línea de fondo. Finalmente, el balón salió.

A partir de ahí el juego de las auriazules subió de intensidad, tratando de llegar con pelota controlada o, incluso, con pelotazos por alto a la portería defendida por Claudia Lozoya.

Previo al partido, las felinas habían desplegado una manta en la cancha, en la cual podía leerse: “Hoy jugamos por ustedes”, en alusión a sus progenitoras, que observaron el cotejo en un lugar especial en la tribuna, en el ‘Día de las madres’.

Al 39’, un zurdazo de Lizbeth Ovalle era rechazado por la portera rayada, mientras que al minuto 43, la cabaña albiazul era vulnerada por Tigres, sólo que la árbitra anuló el gol por fuera de juego.

En el segundo tiempo, Monterrey entró con una gran determinación a la cancha y en una llegada temeraria al minuto 51, se metió Dinora Garza a toda velocidad, pero no logró pasar a sus dos marcadoras.

Derivado de esta jugada, la mediocampista albiazul se llevó tarjeta amarilla por reclamar; la jugadora se quejaba de que había recibido una falta.

Así continuaron las Rayadas con un juego vertiginoso, pero en una arremetida felina al contragolpe, que se originó al minuto 54, la defensora contraria se resbaló y tocó en el suelo el balón dentro de su propia área. Sus rivales pedían una mano que la árbitra no otorgó.

Para estos momentos el juego se había tornado de ida y vuelta, y en una jugada que puso a temblar a Claudia Lozoya, sus defensoras por poco vulneraban su propia portería, mientras que instantes más tarde, la misma Lozoya hizo un paradón con un lance sensacional ante un disparo muy venenoso de su contrincante.

Sin embargo, las felinas comenzaron a apropiarse de las mejores acciones a base de muchas ganas y de una gran velocidad, por lo que al minuto 62 finalmente se pusieron 1-0 arriba con un autogol de Alexia Vianey Frías, tras decretarse un tiro de esquina y la anterior la prendiera de cabeza a su arco.

Sin embargo, Monterey no se rindió y al minuto 70 conseguía el empate en el 'Volcán', con un golazo de Selena Castillo, quien sorprendió a Ofelia Solís con un derechazo de media distancia que se incrustó en el ángulo.

El partido terminó de la misma manera que arrancó la segunda parte, con dos escuadras que nunca bajaron los brazos y que buscaron el segundo tanto que les diera la victoria, pero el marcador ya no se movió.