Fabián Gómez consiguió en Memphis su primera victoria del PGA Tour

play
Fabián Gómez se consagró en Memphis (1:21)

Con un juego prolijo en una sólida ronda final, el argentino terminó imponiéndose por tres golpes en el St. Jude Classic, para lograr la primera victoria de su carrera en el PGA Tour. (1:21)

MEMPHIS -- La carrera --y la vida-- de Fabián Gómez han dado un giro tan enorme como inesperado.

El argentino logró en el St. Jude Classic lo que muy pocos golfistas consiguen: ganar un torneo del PGA Tour.

Gómez, de 36 años de edad, nacido en el Chaco en 1978, vivió su día de máxima gloria el domingo, al consagrarse en el TPC Southwind de Memphis, Tennessee, en los Estados Unidos.

Nadie, ni el mayor experto ni el máximo fanático del golf, podía prever a principios de la semana la consagración de Gómez, quien inició la última ronda empatado en la punta del tablero con el inglés Greg Owen, y al cabo de cinco hoyos había perdido la posición de privilegio, tras un bogey en el hoyo 5. Luego del hoyo 7, Owen le llevaba dos golpes de ventaja al argentino.

Pero un birdie de Gómez en el 8 empezó a cambiar la historia. A partir de ese momento, Owen hizo tres bogeys y un birdie en el resto del recorrido, y Gómez no volvió a fallar: sumó birdies en el 11, el 16 y el 18, para terminar con una ronda de 66 e imponerse por tres golpes.

Gómez agrega así su nombre a los del selecto grupo de argentinos que han triunfado en el PGA Tour, conformado por Roberto De Vicenzo, José Cóceres, Ángel Cabrera y Andrés Romero.

La máxima atracción del torneo fue la presencia del ídolo estadounidense Phil Mickelson, quien acabó empatado en tercer lugar con Seung-Yul Noh, Michael Thompson, Matt Jones y Brooks Koepka.

Más atrás, igualados en séptimo lugar, finalizaron Boo Weekley, Billy Horschel --campeón reinante de la FedExCup--, Russell Knox y Chad Campbell.

Gómez se convirtió de esta manera en apenas el quinto jugador no estadounidense en ganar el St. Jude Classic. Los otros cuatro fueron Gary Player, Nick Price, Greg Norman y Lee Westwood.

Este triunfo, por el que le corresponde un cheque de 1,08 millones de dólares, cambia por completo la vida de Gómez: no sólo le asegura la tarjeta del PGA Tour --esa esquiva tarjeta que perdió en dos ocasiones previas a lo largo de su carrera, y que había recuperado para esta temporada a través del Web.com Tour--, sino que le confiere un lugar en dos Majors: el PGA Championship de este año, y el Masters de Augusta del año que viene.

En la carrera por la FedExCup, los 500 puntos recibidos por esta victoria lo elevan del puesto N° 124 al N° 36.

"Es un orgullo poner la bandera argentina ahí arriba", dijo Gómez en una entrevista con la televisión estadounidense, mientras sostenía en sus manos el pabellón celeste y blanco.

Sobre jugar el PGA Championship y el Masters, comentó: "Espero hacer un buen papel ahí también".