Checo Pérez deja Mónaco sin puntos y con frustración

Sergio Pérez finalizó en la 13ra posición en el Gran Premio de Mónaco, sexta fecha de la temporada de Fórmula 1. (Con la penalización de Magnussen, el piloto mexicano avanzó a la P12).

El piloto mexicano tuvo una carrera monótona, siempre metido en un tren que empujaba, a base de estrategia, a pelear por puntos una vez los de adelante se detuvieran en pits, luego de que todo cambiase con el Safety Car que desató la ponchadura de neumático del Ferrari de Charles Leclerc, único abandono de la carrera.

Pero esas detenciones nunca llegaron, o el tren de persecución no se pudo tan cerca como para atacarlas y el tapatío se tuvo que conformar con el 13er cajón. Quizá pudo ser 12do si Kevin Magnussen no hubiese llevado el Haas al límite del error en la chicana –misma que se saltó- y hubiese concedido el lugar al Racing Point de Checo. Pero más allá de eso no se podía hacer más con un auto que simplemente no va.

La próxima carrera será en una pista de mayor velocidad pero igualmente con los muros cerca: el circuito Gilles Villeneuve en Canadá, el próximo nueve de junio.