<
>
2021 Argentine Liga Profesional de Fútbol, 2021 Copa de la Liga Profesional - Grupo Stage
  • Carlos Izquierdoz (71')

Boca volvió al triunfo al derrotar a Newell's 1 a 0 en Rosario

Boca volvió a ganar: luego de seis partidos oficiales sin victorias, sumando también Copa Libertadores, el xeneize derrotó de visitante 1 a 0 a Newell's, por la segunda fecha de la Copa Liga Profesional.

El único gol del partido lo marcó Carlos Izquierdoz a los 25 minutos del segundo tiempo.

Boca jugó sin Carlos Tevez, debido a que en horas de la tarde el Apache se enteró de la muerte de su padre y dejó la concentración. Salvio ingresó en su lugar.

Más allá de este cambio de último momento, Russo decidió poner a Capaldo de lateral derecho, por Jara, y en la mitad de cancha al juvenil Medina por Varela, para formar dupla de volantes centrales junto con Campuzano. Mauro Zárate fue el 9 de área.

Por momentos se vio a un Boca diferente al de los últimos partidos, sobre todo en los primeros 20 minutos de la primera mitad y en parte del complemento, cuando intentó presionar más arriba a su rival.

Villa, uno de los más movedizos del partido, tuvo dos chances en la primera mitad, en las que Aguerre respondió con seguridad. Cardona, en tanto, contó con una de las más claras con un remate desde afuera del área que pasó cerca del ángulo.

Newell's se ocupó de evitar que el xeneize progresara en el campo de juego, algo que cumplió, pero casi no llegó al arco de Andrada con peligro.

En el segundo tiempo las cosas no cambiaron demasiado, pese a que Boca dominaba las acciones y era el que más proponía. No encontraba, sin embargo, jugadas asociadas para llegar al arco rival.

Hasta que a los 25 minutos Zárate, tirado a la derecha, fue derribado en el borde del área. Cardona ejecutó un centro a la perfección para la entrada franca de Izquierdoz, quien con un gran cabezazo puso el 1 a 0. Hubo dedicatoria para Carlitos, señalando con las dos manos el número 10 hacia las cámaras, y haciendo el gesto de que el saludo era de todos los compañeros.

Desde ese momento fue casi todo de Boca, que tuvo en Villa y en Cardona chances para aumentar el marcador. Pero no lo liquidó y sobre el final, Scocco hizo una gran jugada que Andrada tapó en un mano a mano de gol. La Lepra, ya en tiempo adicionado, pareció despertarse y con centros pudo complicar al xeneize, que se llevó una victoria merecida.

Algo curioso en los últimos tiempos de Boca: Russo movió el banco y además de Capaldo y Medina, de buen partido, entraron Obando, Varela y Maroni, valores de las Inferiores. Algo que la gente xeneize reclama, pero que pocas veces se termina dando.

El DT, cuestionado en los últimos tiempos por el juego del equipo, mostró algunas modificaciones interesantes, como Capaldo de lateral derecho (cumplió) y el pibe Medina junto con Campuzano, tal pensando al juvenil como una opción tras la partida de Pol Fernández.

Por otra parte, este domingo quedó demostrado que el lateral derecho con Fabra, Cardona y Villa, bien potenciado, puede ser una pesadilla para el adversario.

Sin brillar, Boca volvió a ganar, y encara con energía positiva lo que viene.

Los goles del partido fueron convertidos por Carlos Izquierdoz a los 42 minutos y por Germán Guiffrey a los 46 de la primera mitad, mientras que en el complemento Brahian Alemán puso en ventaja al Lobo, a los 17 minutos, y Edwin Cardona selló el empate a los 40.

Se vivió un partido entretenido en La Bombonera, donde Gimnasia se plantó para jugarle de igual a igual al xeneize, y por momentos lo consiguió.

Un gran trabajo de Alemán en el conjunto visitante fue clave para aprovechar los espacios y las ventajas que el xeneize daba en defensa. Pese a que el Lobo sufrió dos bajas importantes en la primera media hora del partido (por lesiones salieron Pérez García y Ayala) el equipo se mantuvo firme.

Boca pareció seguir en el modo 2020, donde ganó muchas veces por el peso de sus individualidades, pero no se vio un equipo sólido en lo colectivo.

Algunas apuestas de Russo no dieron resultado en este estreno. Zambrano otra vez estuvo flojo en la defensa y Zárate no apareció en ataque. Sí, el gran acierto fue Cardona, quien resultó clave en la pelota parada para el punto que rescató el local.

Sobre el final del primer tiempo, el colombiano mandó un centro al área desde el tiro de esquina que Izquierdoz conectó muy bien de cabeza para el 1 a 0.

Antes, Carbonero había tenido la ventaja para el visitante, pero Andrada tapó muy bien el mano a mano. Sin embargo, ya en tiempo adicionado, un centro al área dejó a Guiffrey solo ante una marca floja de Zambrano, y el defensor platense puso el 1 a 1.

En el complemento salió mejor el Lobo y otra falla defensiva de Boca le permitió al conjunto platense poner el 2 a 1. Tras un centro al área, tres toques de jugadores de Gimnasia dejaron a Alemán solo ante Andrada para que de cabeza marcara la diferencia.

Boca salió a buscar el empate y arrinconó al rival, pero nunca lo hizo con fútbol. De todos modos, el peso de sus jugadores lo dejaron cerca del empate, que llegó a cinco del final con un golazo de tiro libre de Cardona.

Un párrafo aparte para Gimnasia, que hizo un gran partido. Con las lesiones sufridas en la primera mitad, y con las bajas por las partidas del arquero Broun, el defensor Goltz y el pibe Paradella, hizo un gran encuentro y estuvo cerca de llevarse la victoria.

Muchas cosas deberá resolver Russo. La franja derecha formada por Jara y Zambrano dejó muchas dudas: el peruano otra vez estuvo flojo en la marca y con poca presencia en zonas de riesgo, donde no hay margen de error.

Zárate (salió lesionado) no pudo conectarse nunca con Tevez, quien también estuvo más apagado que en otras ocasiones. Villa sigue con sus intermitencias y Salvio entró desde el banco y jugó poco, aunque le hicieron la falta que terminó en el gol de Cardona.

El torneo recién comienza, y el entrenador xeneize tiene la difícil tarea de acomodar mejor las piezas y encontrar un equipo con identidad, más allá de los nombres.