Carson Wentz afirma: extensión contractual es una situación de ganar-ganar

Carson Wentz djo que considera que su extensión de contrato por $128 millones es una situación “ganar-ganar” para él y los Philadelphia Eagles.

La extensión de cuatro años anunciada el jueves pasado dura hasta la temporada 2024 e incluye $107.9 millones garantizados, incluidos $66 millones a dar al firmarse el acuerdo, indicó una fuente a Adam Schefter de ESPN.

“Es algo que ambos lados queríamos lograr. Sabía que quería que esta fuera mi casa por mucho tiempo y desde que fue reclutado, se siente como un hogar”, dijo Wentz en conferencia de prensa el lunes. “Tan pronto encontramos algo que beneficiara a ambos lados, una oportunidad justa, fui tras ella, sólo porque me encanta este lugar y quiero estar aquí un buen rato. Por eso sentí que era buen momento”.

El acuerdo de Wentz se dio luego de que en abril, los Seattle Seahawks le dieron a Russell Wilson una extensión de $140 millones con $107 millones garantizados.

Aunque el valor del mercado para quarterback titulares aumente entre ahora y el 2024, Wentz dijo que su nivel de comodidad en Philadelphia ´fue mayor a cualquier preocupación por firmar un acuerdo a largo plazo.

“Uno puede pensar en millones de posibilidades y es algo que no me interesa”, señaló el pasador. “Hablamos de esto y queríamos alcanzar algo que fuera justo para mí y mi familia, pero también para el equipo, para el futuro de esta organización y no creo tener ningún arrepentimiento”.

Wentz dijo que pudo verse a sí mismo viviendo en Philadelphia por una década o más tras su primera reunión con el equipo de cara al draft de 2016, cuando los Eagles negociaron en el orden de selección para tomarlo con la segunda global.

“Desde el momento en el que negociaron para ir por mí, vieron algo especial en mí, eso significa mucho y al mismo tiempo, vi algo especial en este lugar”, señaló Wentz. “Vi la química, la cultura, la estructura desde que vine a mi primera visita antes del draft. Sabía que había algo diferente, algo especial”.

Jeffrey Lurie, dueño de los Eagles, dijo que Wentz había sido “increíblemente impresionante desde antes del draft.

“Cada momento que ha estado con nosotros, ha reforzado todo lo que esperábamos y mucho más desde aquellos días (previos al draft), ya sea en liderazgo, actitud, deseo por ser realmente, realmente bueno si no es que grandioso”, destacó Lurie.

“La atención al detalle, inteligente, es el rostro de la franquicia en muchas formas. Nuestras metas son ganar mucho y para lograrlo, necesitas un quarterback que realmente lo deseé y Carson, en todos sentidos, ´realmente así lo quiere”.

Wentz estaba lesionado cuando Nick Foles guió a los Eagles a su primera victoria en el Super Bowl en la temporada 2017 y dijo que ni él ni Philadelphia se sienten satisfechos con sólo un campeonato.

“No creo que esta ciudad, esta cultura pudiera ajustarme mejor, sólo por la pasión que (los aficionados) expresan y cómo desean realmente ganar. Estoy construido de la misma forma”, finalizó Wentz.