Cowboys ya negocian extensiones con Dak Prescott y Amari Cooper

GRAPEVINE -- El vicepresidente ejecutivo de los Dallas Cowboys, Stephen Jones, dijo que el equipo "ha arrancado" charlas contractuales con el quarterback Dak Prescott y con el receptor abierto Amari Cooper, y también mencionó el deseo de firmar una extensión de contrato con Ezekiel Elliott.

Las pláticas han sido preliminares en su mayoría, hasta ahora, sin mucho vaivén, pero los Cowboys han dejado saber que desean retener a los tres a largo plazo.

Jones dijo que tendrá que hacerles una advertencia a Prescott, Cooper y Elliott, justo como hizo para DeMarcus Lawrence antes de que el dos veces ala defensiva de Pro Bowl firmara un acuerdo por cinco años y 105 millones de dólares el mes pasado.

"Como dije a DeMarcus Lawrence, y les diré a estos tres chicos: me encantaría darles el valor máximo y entregarles todo lo que pidan, porque ustedes han trabajado duro y merecen un contrato grande. Pero si queremos armar la clase de equipo que deseamos con los Cowboys...", explicó Jones el miércoles durante el torneo de golf de patrocinadores anual en el Cowboys Golf Club.

"No es su trabajo. No es su trabajo encargarse del tope salarial; yo lo entiendo. Pero es mi trabajo y el de [el propietario Jerry Jones], así que ellos entenderán que estamos negociando fuerte para conseguir el mejor acuerdo posible. Porque el dinero, si podemos convencerles de no llegar hasta el máximo --una buena cantidad, pero no el máximo-- entonces eso nos permite tener a otros buenos jugadores de fútbol americano alrededor de ellos".

Prescott y Cooper están en el año final de sus contratos. Prescott, recluta de cuarta ronda del 2016, está por cobrar poco más de 2 millones de dólares en el 2019. Cooper está por cobrar 13.9 millones de dólares en el quinto año de su contrato de novato.

Extensiones para ambos jugadores proyectan para acomodarse al tope de los rankings de dinero para ambas posiciones, con Prescott esperando aproximadamente unos 30 millones de dólares por temporada, Cooper una cifra en un rango entre 16 millones a 18 millones.

Hace dos semanas, los Cowboys hicieron válida la opción para el 2020 en el contrato de Elliott, a un precio de 9.09 millones.

"Zeke, como todos sabemos, es un jugador tan importante para esta organización", dijo Stephen Jones. "Es un tipo que deseábamos tener aquí a largo plazo. La única razón que dices, 'Bueno, no está al frente, frente de la lista, es porque todavía tiene este año, y luego otro año bajo la oferta [del quinto año].

"Esas cosas pueden tomar tiempo. Pero Zeke es igual de importante, y luego empiezas a recorrer la final, ya sea un Byron Jones, y La'el Collins, y estos tipos que van subiendo, Jaylon Smith. Digo, se trata de jugadores de los que debemos ocuparnos en algún momento, y jugadores que hemos reclutado, que hemos desarrollado, que creemos son los jugadores adecuados para jugar la ofensiva del modo en que queremos jugar. Ciertamente, son tipos que deseamos retener. Es un gran problema para tener porque tenemos a muchos jugadores jóvenes, pero también es un reto".

Jones espera que los jugadores puedan ver el panorama amplio de lo que significa jugar para los Cowboys ahora, y para sus futuros, aludiendo a ex jugadores que han conseguido carreras en la televisión: Troy Aikman, Tony Romo, Michael Irvin, Deion Sanders, Daryl Johnston y Darren Woodson.

"Miras los palcos de televisión, y miras lo que hicieron esos jugadores fuera del campo", dijo Jones. "Si logramos colocarle anillos de Super Bowl a estos tipos, entonces ellos serán leyendas en esta área por muchos, muchos, muchos años. Lo que ceden un poco en su contrato, ellos deben poder invertir en ser un Cowboy para hacer mejor a nuestro equipo.

"Ahora, debemos terminar la tarea como organización, significando que debemos ganar Super Bowls y hacer cosas buenas sobre el campo".